Aviso sobre el uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle publicidad, contenidos y servicios personalizados a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando en nuestra página web, acepta el uso y la recopilación de cookies. Para obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, consulte nuestra Política de Cookies.
Redacción
Domingo, 11 de marzo de 2018
CICLISMO / PARIS-NIZA

Marc Soler gana la general y David De La Cruz, la última etapa

El español Marc Soler (Movistar) ganó la clásica ciclista París-Niza y David De La Cruz (Sky) la última etapa, que tuvo un claro color español.

[Img #36803]

 

De La Cruz se impuso en la meta de la octava etapa con un tiempo de 2.53.06 por delante de los también españoles Omar Fraile (Astana) y del que a la postre es el vencedor de la general, Marc Soler, que llegó a 3 segundos de los dos primeros.

 

Soler se apuntó la victoria con un tiempo de 30h.22.41 con 4 segundos de ventaja sobre el británico Simon Yates (Mitchelton Scott) y con 14 segundos del español Gorka Izagirre (Bahrain Merida).

 

Cinco puertos de segunda categoría y uno de primera más la lluvia, siempre presente, hicieron que la última etapa fuese una continua batalla entre los corredores.

 

Ya en el primer puerto, en el alto de Levens comenzaron las hostilidades con un primer grupo formado por una veintena de ciclistas que coronaron con Thomas De Gendt (Lotto-Soudal) al frente.

 

Gorka Izagirre (Bahrain-Merida) se anotó los 3 segundos del primer esprint bonificado, con Simon Yates (Mitchelton-Scott) ganando un segundo por su tercer puesto.

 

En la segunda cota del día, el alto de Chateauneuf, Julian Alpahilippe (Quick Step) y Omar Fraile (Astana) pasaron primeros y en el kilómetro 44 acumulaban una ventaja de 1.10 minutos sobre un esa veintena de corredores entre los que estaban los principales favoritos.

 

Fraile pasó primero por delante del francés en el tercer alto, Col de Calaison) con 1.20 de ventaja sobre el grupo perseguidor.

 

A falta de 42 kilómetros para la llegada, Marc Soler (Movistar) y David De La Cruz (Sky) dieron caza a Fraile en la cabeza de la prueba.

 

En ese momento, Soler era el líder virtual porque aventajaban en 1:20 al grupo del líder Simon Yates.

 

Los tres corredores españoles tiraron sin que sus perseguidores les pudieran recortar tiempo y en el último sprint especial, Marc Soler logró los tres segundos de bonificación.

 

Por detrás, Jon Izagirre fue el que tiró primero, seguido por Wellens (Lotto Soudal), su hermano Gorka, Dylan Teuns (BMC) y el ecuatoriano del Movistar, Richard Carapaz. Yates no tuvo la energía suficiente para apuntarse a este grupo.

 

De La Cruz se quedó solo, soltando primero a Soler y después a Fraile, sin embargo por el último alto, de Quatre Chemins, a 9 kilómetros de la meta, De La Cruz apenas sacó 3 segundos a Soler y Fraile y 47 al grupeto de cinco corredores.

 

En la bajada y con la carretera mojada los dos hermanos Izagirre se han caído y han perdido un tiempo precioso.

 

Con los tres españoles jugándose el triunfo de la etapa, el primero en atacar fue Fraile, pero De La Cruz se impuso con la última pedalada. El grupo del líder entró a 38 segundos y la victoria final fue para Soler que, a sus 24 años, consigue su segunda gran victoria profesional, tras el Tour del Porvenir.

 

 

Marc Soler: "Es un sueño, todavía no me lo puedo creer"

 

El español Marc Soler (Movistar), vencedor de la París-Niza, consideró "un sueño" su primer triunfo a los 24 años en una prueba del 'World Tour', un éxito que el ciclista catalán no se podía creer en la meta de Niza.

 

"Todavía no me lo puedo creer. Personalmente no me lo esperaba, sobre todo después de haber perdido tiempo ayer. Pero ya habíamos planeado con el equipo, con los directores y los compañeros, intentarlo atacando de lejos", dijo tras concluir la octava y última etapa.

 

La victoria, la tercera para Soler en su carrera y la octava del equipo esta temporada, supone algo más que un sueño para el corredor de Vilanova i la Geltrú.

 

"Nunca había ganado una carrera del 'World Tour' y para mí todo esto es un sueño. Estar en el palmarés con la gente que ha ganado esta carrera es increíble", añadió.

 

Tras su primera gran victoria, Soler ya piensa en progresar para alcanzar cotas más importantes.

 

"Ahora toca seguir poco a poco y trabajar así, con tranquilidad y paso a paso, para seguir progresando, que es lo más importante. Cada año me noto un poquito más fuerte, estoy adaptado ya a la categoría y sólo pienso en seguir progresando. Mi próxima carrera será la prueba de casa, la Volta a Cataluña, donde tocará trabajar para Alejandro y Nairo", explicó.

 

Respecto a la jornada decisiva, comentó la escapada que protagonizó con los españoles David de la Cruz, ganador de la etapa, y Omar Fraile.

 

"Pensábamos que habría una fuga grande como el año pasado, pero al final no ha salido, aunque Fraile iba por delante y he aprovechado para arrancar con De la Cruz y Ion en el puerto de 1ª, que es donde había pensado atacar. Una vez hecho el hueco solo quedaba ir a tope hasta meta", señaló.

 

EFE.
       

 

Diariolalupa.es • Aviso Legal y Términos de UsoPolítica de Privacidad y Política de CookiesMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress